Blog - Perfil CM

La mitad de los argentinos, sin actividad física

En 2016, haciendo hincapié en la problemática que genera el sedentarismo en los niños y adultos, la Organización Mundial de la Salud alertó a la población bajo la campaña «Niño activo, niño saludable». El Centro de Investigaciones Sociales (CIS) Voices! – Fundación UADE realizó un estudio de opinión pública a nivel nacional, con el objetivo de analizar la percepción de los ciudadanos sobre distintos temas vinculados a la salud.

La investigación arrojó una conclusión preocupante: el 53% de los argentinos admitió no realizar actividad física, mientras que otro 24% aseguró que solo entrena una o dos veces por semana. Únicamente el 23% de los encuestados señaló hacerlo tres o más veces en siete días. Quienes señalan practicar actividades de este tipo son sobre todo los hombres (55% contra 41% de las mujeres), los más jóvenes (60% versus 32% entre los mayores de 50 años).

Desde las primeras etapas de la vida, se pueden modificar aquellos hábitos de actividad física que han mostrado asociación evidente con problemas de salud posteriores. «La práctica regular de ejercicio físico en niños y adolescentes puede prevenir y tratar situaciones psicoafectivas, desmineralización ósea y algunos tipos de cánceres», explica la licenciada en nutrición Claudia Valenti (MN 68.637), quien coordina el grupo de trabajo de nutrición y actividad física de la Sociedad Argentina de Nutrición.

running-78192

Para algunas de estas alteraciones, la actividad física es uno de los factores de protección modificables más importantes. Pero, quizás, el hábito que más ha cambiado en los últimos años es la falta de ejercicio físico, que en niños y adolescentes debe ser de al menos 60 minutos diarios y de una intensidad moderada/alta. «Este factor trascendental ha sido reemplazado por un exceso de ocio sedentario, vinculado a las nuevas tecnologías y a condiciones socioculturales. El entorno ambiental y social invita al sedentarismo y aleja a las personas de las actividades aeróbicas en espacios abiertos», explicó la nutricionista.

Al consultarle a los entrevistados si deberían cambiar sus hábitos de alimentación, la mayoría aseguró que sí: el 10% señaló imprescindible cambiar radicalmente su alimentación. Por otra parte, 6 de cada 10 aclararon estar conformes, aunque no estaría mal modificar ciertas rutinas. Finalmente, solo el 20% dijo estar totalmente conforme, sin ánimo de cambiar nada.

Al preguntarles a los encuestados si habían realizado alguna serie de conductas saludables en el último año, el 75% dijo que había leído los vencimientos de los productos, un 64% dijo que se había controlado su peso, otro 47% dijo que había leído las etiquetas para ver la lista de ingredientes de los productos, el 46% dijo que había controlado la grasa que ingería, un 45% que controlaba su colesterol, otro 41% que consumía productos de bajas calorías, un 33% que estaba atento a los nuevos productos saludables y un 26% que había consumido productos orgánicos.

Cómo inculcar el entrenamiento en los niños

La clave es evitar en forma conciente el sedentarismo. En este sentido, y a modo de ejemplo, en los desplazamientos cotidianos se recomienda caminar, utilizar la bicicleta y subir por las escaleras en lugar de utilizar medios de transporte, ascensores y escaleras mecánicas. «El desarrollo de ejercicio físico será un momento de diversión y juego. Son preferibles las actividades en grupo, divertidas y al aire libre que permitirán un refuerzo positivo, consiguiendo que se mantengan como ‘hábito divertido’ y se incorporen a lo cotidiano con más facilidad que los ‘hábitos saludables’ impuestos y muy sacrificados para los niños», sentenció la especialista.

Fuente: Infobae.

 

 

Cronograma de febrero

¡Se renueva el cronograma! A partir del 1 de febrero, vuelve ZUMBA® de lunes a viernes y se suma una opción más de RPM®, a las 15:30 hs.
 
Recordá repasar los horarios en nuestra web y consultarnos cualquier duda a través de la página de Facebook o en administración al 420-660 / 420-059. ¡A disfrutarlo!
HORARIOS FEBRERO 24-01-17_aerobicaHORARIOS FEBRERO DIGITAL 24-01-17-01

Por qué BODYPUMP® nos lleva a resultados sorprendentes

Por Bryce Hastings, publicado en lesmills.com

«The Rep Effect» Qué hace que este efecto sea la fórmula probada para la transformación del cuerpo.

El secreto de BODYPUMP® es The Rep Efect, un descubrimiento en el entrenamiento de resistencia que ayuda a crear músculos largos y magros, y un físico tonificado y fuerte.

Investigaciones han confirmado que BODYPUMP® tiene fuertes efectos en la quema de calorías y grasas y que mejora el nivel aeróbico, fuerza muscular y la resistencia muscular. También hay evidencia de que las clases de BODYPUMP® pueden tener efectos psicológicos positivos.

The Rep Efect entrega una transformación total del cuerpo. Se deshace del tradicional pensamiento sobre levantar pesos livianos. Agota los músculos usando pesos livianos, mientras se realiza alta cantidad de repeticiones. Usando The Rep Efect, las clases de BODYPUMP® te darán hombros esculpidos, bíceps y tríceps definidos, piernas fuertes y magras, glúteos firmes y un core fuerte.

La coreografía en cada una de estas zonas está enfocada específicamente en quemar grasas, consumir más calorías y conseguir pérdida de grasa significante con fatiga muscular. El resultado final es la construcción de fuerza sin construir volumen.

En una clase típica de BODYPUMP® hacés entre 800 y 1000 reps en un simple entrenamiento grupal. Eso es cuatro veces más que lo que una persona puede lograr entrenando sola.

¿Debería estar levantando más?

Por Emma Hogan. Publicado en lesmills.com

 

¿Estás preparado/a para levantar la barra? Si querés aprovechar al máximo tu entrenamiento BODYPUMP®, el desafío es la clave.

Si te encontrás abandonando tu entrenamiento de pesas, sintiendo que podrías haber dado más, todo dice que deberías hacerlo.

Es el desafío lo que genera el cambio, por eso la próxima vez que estés en una clase de BODYPUMP®, elegí un par de tracks en los que consideres que podés levantar la apuesta y agregá uno o dos discos extra en tu barra. También recordá que en cualquier momento que sientas que levantar más peso compromete tu técnica, tenés que detenerte durante algunas repeticiones y reajustar antes de volver a retomar, o simplemente bajar tu peso e intentar elevarlo en la próxima clase.

 

Checklist: ¿Deberías estar levantando más?

  • El desafío se ha ido. Si haces BODYPUMP® de manera regular, y puedes pasar fácilmente por todos los movimientos, tenés que mirar tu carga. Con el entrenamiento de fuerza, el punto es sobrecargar los músculos para que puedan volverse más fuertes. Si no resulta desafiante, entonces es hora de aumentar el peso.
  • No tenés calor ni transpirás. Es un error común afirmar que «solo el entrenamiento cardiovascular aumenta el ritmo cardíaco y quema calorías»; el entrenamiento de fuerza de BODYPUMP® puede hacer lo mismo. Si llega el final del track de sentadillas y no tenés sudor que gotea por los codos, es probable que no estés levantando suficiente.
  • Podrías seguir una y otra y otra vez. Si no te encontrás exhausto para el final de cada track, entonces es probable que tu resistencia sea demasiado ligera. El entrenamiento de fuerza eficaz se basa en que los músculos alcancen la fatiga, que se siente como si no pudieras realizar otra repetición sin comprometer tu forma.
  • Levantás el mismo peso en cada entrenamiento. Progresión continua es la clave para conseguir el mayor provecho de cualquier entrenamiento de fuerza. Tenés que levantar más peso al volverte más fuerte.
  • No obtenés los mismos resultadas que al empezar. Tus músculos necesitan ser desafiados continuamente, con el fin de crecer. Si se mantiene el entrenamiento con la misma carga de trabajo, tus músculos no serán desafiados y tu progreso y resultados se detendrán en ese mismo momento.

 

No hay que temer, aumentando el peso que levantás durante BODYPUMP® no significa que estarás listo para convertirte en el increíble Hulk. La enorme cantidad de repeticiones que se realizan durante una sesión de ejercicios BODYPUMP® (alrededor de cuatro veces más que una persona normalmente logra cuando entrena sola) ayudará a quemar más calorías y fatigar los músculos, para así lograr pérdida de grasa de manera más signficativa. Y esto es lo que aumenta la fuerza sin construir volumen en exceso.

Si estás buscando un nuevo desafío, el Mix N°100 de BODYPUMP® podría ser justo lo que necesitás. Con más de 1000 reps y un foco masivo en potencia e intensidad, este mix te empujará hacia tus límites.

 

Encontrá más info sobre esta clase, haciendo click en este enlace.

 

 

 

¡Felices fiestas!

Desde Perfil queremos desearte felices fiestas y un gran 2017. Muchas gracias por elegirnos este año y los anteriores, renovando la confianza a cada paso. También, agradecerte por participar de nuestros eventos solidarios y por ayudarnos a crecer. ¡Esperamos verte el próximo año! ¡Muchas felicidades!

 

El estrés, un factor que puede afectar la alimentación

El estrés puede afectar la conducta alimentaria de las personas, lo experimentamos cuando ocurre algo interno (preocupaciones) o externo (a causa de exceso de ruido, trabajo, contaminación) que altera nuestro equilibrio», explica la experta española en nutrición Anabel Aragón.

El estrés hace que se nos vaya el apetito, o que nos dé por comer mucho de repente. «Suelen apetecer alimentos de alto contenido calórico, ricos en azúcar, sal y grasas como por ejemplo las galletitas. El estrés y las emociones pueden afectar de una forma determinante la conducta alimentaria de las personas, y a unas más que a otras», señala Aragín. Llevar una alimentación saludable y regular puede contribuir a que el organismo acabe con alguno de los efectos negativos del estrés.

«Cuando tenemos largo períodos de estrés, es necesario reforzar el sistema inmunitario tomando más alimentos ricos en betacarotenos, precursor de la vitamina A, zanahorias y verduras de color verde oscuro y frutas, sobre todo las de color amarillo y naranja», sentencia la especialista.

Debido al ritmo de vida que llevamos hoy en día, la alimentación también gira en torno a la rapidez con la que vivimos. «Nos lleva a comer muy rápido, a saltarnos el desayuno y a cenar más abundantemente de lo que toca», comenta la experta.

Con ello «Las necesidades nutritivas se satisfacen de forma inadecuada desde el punto de vista calórico y nutritivo», además muchas «personas con estrés se saltan el desayuno» y toman muchas bebidas con cafeína para poder aguantar y luego «comen en muy poco tiempo en el trabajo una con una comida que en muchas ocasiones no llega a cubrir los requerimientos nutricionales».

Tras este patrón, en las cenas, aclara Anabel Aragón, se trata de «compensar y suelen ser abundantes y en exceso», con lo cual se sobrecarga al cuerpo justo a la hora de dormir, que es cuando tiene que descansar.

«Es muy importante desayunar (sobre todo para aquellos que están creciendo) porque todo nuestro cerebro funciona con glucosa y la tenemos disponible en la sangre, cuando consumimos alimentos que tienen hidratos de carbono y que luego se descomponen en glucosa», argumenta Aragón.

Explica que cuando dormimos el cuerpo se pasa un largo período de ayuno, y en el caso de los niños (como duermen más), cuando se despiertan su cerebro, que solo funciona con ésta glucosa, la reclama para poder funcionar.

Si no le damos esta glucosa, el cuerpo «envía unas señales a los músculos y libera cortisona para dársela al cerebro; la consecuencia a largo plazo es la pérdida de tono muscular, y a corto plazo es la fatiga».

Las proteínas se almacenan en nuestros músculos y son las que ayudan al crecimiento y formación de los tejidos de nuestro cuerpo, por lo que el niño que está desayunando está interrumpiendo su crecimiento saludable y podría incluso afectarle a su rendimiento escolar», señala.

Cantidades indicadas

El desayuno debe aportar el 25% de la energía total del día, son unas 300 calorías totales. Lo recomendable es levantarse antes para desayunar con calma y dedicarle unos 20 minutos. «Tan importante es tomar el desayuno como la forma en que lo hacemos, que debe ser relajada y sosegada», enfatiza.

En la composición de los alimentos básicos del desayuno hay tres grupos de fundamentales:

  1. Alimentos que dan energía: los ricos en hidratos de carbono, son los cereales integrales como pan, avena o granola.
  2. Alimentos que ayudan al desarrollo: aportan proteínas y calcio para los huesos, los lácteos. Vaso de leche, yogur, trozo de queso, etc.
  3. Alimentos que regulan las funciones de nuestro cuerpo: vitaminas, agua, fibra, etc. Aquí lo más importante es incluir frutas y verduras. Se recomienda tomar una pieza o un jugo.

Cerrado por feriado

Informamos que, con motivo de los feriados nacionales del jueves 8 y viernes 9 de diciembre, dichos días nuestras instalaciones permanecerán cerradas. El sábado 10 reanudamos con normalidad, de 10 a 18:30 hs.

¡Muchas gracias!

feriado

La ciencia, a favor de las pastas

En los últimos años, las pastas ganaron mala reputación: muchos creen que hacen engordar. Por ende, hay gran cantidad de personas que limitan su consumo, en especial aquellas que emprenden las drásticas dietas del tipo «hágalo usted mismo».

Ahora, un estudio realizado por investigaciones del departamento de Epidermiología del Instituto Neurológico Mediterráneo Neuromed (IRCC), en Italia, le hace justicia a este elemento fundamental de la dieta mediterránea, al demostrar que el consumo de pastas en realidad está asociado con una disminución del riesgo de padecer obesidad.

La investigación, publicada en la revista «Nutrition and Diabetes», incluyó a 23.000 personas. «Al analizar los datos antropométricos de los participantes y sus hábitos alimentarios, observamos que el consumo de pastas, al contrario de lo que muchos piensan, no está asociado con un aumento del peso corporal, sino más bien lo opuesto», afirmó el autor principal del estudio, George Pounis.

«Nuestros datos muestran que disfrutar de las pastas, de acuerdo con las necesidades nutricionales individuales, contribuye a tener un índice de masa corporal (IMC) saludable, menor circunferencia de cintura y una mejor proproción cintura-cadera», añadió.

background-2093

Muchos estudios ya habían demostrado que la dieta mediterránea es una de los dos regímenes nutricionales más saludables, incluso cuando se habla del control de peso. Sin embargo, se sabía muy poco sobre el rol específico de un componente básico como es la pasta. Por lo tanto, el nuevo estudio completa este vacío.

Según expresó Licia Iacoviello, directora del Laboratorio de Epidemiología Molecular y Nutricional del Instituto Neuromed, en la visión popular las pastas están consideradas como poco adecuadas cuando uno quiere bajar de peso.

«Algunos directamente las anulan de sus comidas. A la luz de esta investigación, podemos decir que no es una actitud correcta», aseguró.

«El mensaje que surge a partir de este estudio, es que la dieta mediterránea, consumida con moderación y respetando la variedad de sus elementos (las pastas, como ingrediente fundamental), es buena para la salud», insistió la científica, quien repitió que se trata de un componente clave de la tradición mediterránea y que no hay motivos para evitarlo.